Fraude y estafa en los negocios

El delito más temido por las empresas en países desarrollado es el fraude. Lejos de estar bajo control, este flagelo al parecer está adquiriendo fuerza, ayudado en gran parte por una mayor complejidad en los negocios, la creciente globalización de los movimientos de fondos, las dificultades implícitas en el trato con diferentes culturas y un mayor uso de tecnologías como el Internet.  Todo ello ha llevado a una sensación de mayor riesgo entre los empresarios de los más diversos sectores y países.

Las compañías no se están protegiendo lo suficiente contra el fraude o los defraudadores se le están adelantando a los controles, especialmente en las áreas de sistemas y de compras.

Un alto porcentaje de fraude cuenta con la participación de empleados de las empresas en donde ocurre el hecho. Sin embargo, en todos los casos puede prevenirse y puede volver a ocurrir bajo las circunstancias actuales de control. La actitud de la gerencia frente al fraude suele ser reactiva.  Más de la mitad de los fraudes en las empresas son descubiertos por coincidencia, ya sea por información obtenida por medios externos, accidentes o cambios en la administración, entre otros factores.

Estrategias efectivas contra el fraude:

A continuación se presentan estrategias que, por su efectividad, han venido ganando importancia en la lucha contra el fraude, según la experiencia de los encuestados.

  •   La capacitación de los empleados : Es imperativa, especialmente en lo que se refiere al manejo de sistemas, ya que una deficiencia en esta área puede ser desastrosa.
  • La delación de los empleados de la misma compañía o la información anónimaEllo ha llevado a la creación de líneas telefónicas (hot-lines) u oficiales de la compañía, que operan fuera del negocio.

  • El intercambio de información entre compañías, ya sea por sector o por ubicación geográfica.  Se debe obrar con cautela, ya que si se discute  abiertamente puede implicar acciones contra la empresa por difamación.
  • El diseño e implementación de políticas claras de prevención, detección e información de casos dentro de la misma compañía.  Muchos fraudes se podrían evitar con la planeación y sistemas de control adecuados.

 

Fuente: http://interamerican-usa.com/articulos/Auditoria/Fraud-Estaf-Neg.htm